7 de junio de 2007

El destino es un maricón














Sabina colecciona libros antiguos. En su casa, 10.000 títulos decoran las paredes.


Es una afición que comparte, y con la que compite a la búsqueda de las ediciones más deseadas, con sus amigos García Montero y el editor Chus Visor, otros dos adictos al olor del papel impreso.

Y el Capote de Manolete, protegido por un cristal como cartapacio ,carpeta, cartera, portafolios, cuaderno, libreta o como quiera Javier llamarle.















No hay comentarios: